30°

Chihuahua, Chih. México
sábado 22 de junio del 2024.

Madre descubre intercambio de bebés en clínica de Estado de México

Durante tres meses y medio, Elia (nombre ficticio para proteger su identidad) cuidó y amamantó a una bebé con la que no tenía parentesco, sospechando desde el quirófano que la niña podría haber sido intercambiada con otra nacida solo nueve minutos después.

El 5 de marzo de 2021, en la Clínica de Especialidades del Sagrado Corazón en Tultitlán, Estado de México, Elia notó una confusión con la ropa de las recién nacidas y comenzó a dudar. Aunque los médicos aseguraron que era imposible un intercambio, ella no encontraba parecido entre la bebé y sus otros hijos.

Cinco días después, en la clínica, vio a la otra madre que había conocido en la sala de partos y notó que su bebé se parecía a sus hijos. A pesar de que la clínica negó el servicio, Elia realizó una prueba de ADN por su cuenta y, tres meses después, confirmó que la bebé no era suya.

El 12 de junio de 2021, la clínica notificó a la otra madre y, al día siguiente, realizaron otra prueba de ADN que corroboró el error. Los abogados ofrecieron un acuerdo que eximía de responsabilidad a la clínica, pero Elia no aceptó.

Ambas madres denunciaron al establecimiento, que respondió notificando al Sistema DIF para que las bebés quedaran bajo custodia del Estado. La Fiscalía de Toluca intervino y facilitó la devolución de las niñas a sus familias biológicas.

Elia relató a TELEDIARIO Televisión lo difícil que fue la separación para ambas familias. Además, su hija no ha sido inscrita en el registro civil porque la clínica se negó a emitir un certificado de nacimiento corregido, lo que legalmente impide que la niña exista.

Elia sigue luchando sola, ya que la otra familia desistió de la denuncia. Recientemente, el juez determinó que intercambiar bebés no está tipificado como delito en el Código Penal, eximiendo a la clínica y su personal de sanciones. Elia espera que algún día este tipo de situaciones sean sancionadas y busca alternativas para que su hija pueda acceder a sus derechos.

Compartir
Facebook
Twitter
WhatsApp