38°

Chihuahua, Chih. México
miércoles 19 de junio del 2024.

Ivar Sisniega: “Da la cara” por la Selección Nacional, no todo es negativo

A un año de llegar a su cargo, el presidente de la Federación Mexicana de Futbol habla del desarrollo en la Selección varonil y femenil, así como de los proyectos en puerta.

Ivar Sisniega sabe muy bien que mucho de su trabajo se mide con el desempeño de las Selecciones Nacionales; sin embargo, el presidente de la Federación Mexicana de Futbol va más allá y trabaja junto con el comisionado Juan Carlos Rodríguez para desarrollar de la manera más eficiente e integral toda la estructura del balompié mexicano.

– Se ha cumplido un año desde que llegaste a la presidencia de la Federación. ¿Cómo ha sido este año para ti en esta nueva estructura tan poderosa y al mismo tiempo frágil, se puede decir, por lo que hay en juego, cómo te has sentido?

“Llegamos después de una actuación que no fue la mejor en Qatar. Llegamos también en el contexto de no haber calificado a Juegos Olímpicos ni en hombres ni en mujeres y no haber calificado a la Copa del Mundo Femenil; entonces, sí hubo que meterse de lleno a la reestructuración de Selecciones Nacionales. A pocos días de haber entrado, fue la derrota de 3-0 con Estados Unidos en la Semifinal de la Nations League, lo cual nos llevó al cambio de cuerpo técnico. Afortunadamente, en ese momento se cambió el ánimo de la Selección y se ganó la Copa Oro. Pero lo más importante ha sido reestructurar el área de Selecciones Nacionales de tal manera que hoy tenemos expertos en distintas áreas. Es una estructura institucional que esa seguirá, aunque haya cambios de técnicos”.

“El otro aspecto importante fue darle la importancia que merece el futbol femenil, donde tuvimos un año histórico con la medalla de oro en Juegos Centroamericanos, la medalla de oro que nunca se había obtenido en los Panamericanos y una muy buena participación en la Copa Oro, en donde llegamos a la Semifinal con un triunfo sobre Estados Unidos. Entonces, digamos que hemos logrado al menos cambiar el ambiente y el entorno que hay en las Selecciones Nacionales”.

“También hay un gran trabajo de visorias que está haciendo Andrés Lillini y su grupo, buscando jugadores mexicanos en México, en Estados Unidos y en otras partes del mundo. Queremos que estén los mejores y hemos podido ya empezar a estructurar un proyecto al 2030, al 2034, en donde empezamos a hacer visorias y seguimiento desde los 12 y 13 años”.

– ¿Qué tanto de este proyecto que está vigente, nace de una descripción crítica de lo que falta; eso malo que pasó en Qatar quiere decir que estaban mal los procesos de trabajo?

“No puedo decir que estaba todo mal, hay un CAR que funciona maravillosamente bien. Hay una estructura de apoyo a las Selecciones que ya operaba. El cambio que hemos dado es que hoy no estamos nada más a lo que el cuerpo técnico diga. A veces llegaba un cuerpo técnico con sus auxiliares y se encerraban un poco, no había este trabajo de equipo. Y hoy, quien venga a trabajar en Selecciones Nacionales tiene que entender que es parte de una estructura”.

– ¿Se había permitido este tipo de actitudes por falta de disciplina o de personalidad del lado directivo?

“Juan Carlos y yo llegamos prácticamente seis o siete meses después de lo de Qatar, no puedo hablar, pero escuchas cosas que existían a veces este clima, pero no hablo de una cosa en particular, de que el cuerpo técnico decidía todo. Hoy queremos una estructura institucional en todas las áreas. Y el otro cambio importante es que hemos juntado a los cuerpos técnicos, tanto a Jaime (Lozano) y a todos los de las menores encabezados por André Lillini, y a la misma Andrea Rodebaugh con Pedro López, para establecer qué buscamos en las Selecciones Nacionales, qué tipo de juego queremos y eso se refleja en lo que tratamos de que se vea en la cancha, pero también en qué tipo de jugadores vas a escoger para tratar de aprovechar las fortalezas del futbolista mexicano. Estamos tratando de trabajar al revés en un sentido de, a dónde queremos llegar, qué tipo de juego queremos lograr y todos vamos en esa dirección”.

– ¿Hay un modelo específico que ustedes estén retomando?

“Yo siempre he creído desde otros puestos directivos que he tenido, que hay que tomar lo mejor de quien lo haga mejor. En el caso de los franceses, por ejemplo, tienen un modelo muy exitoso de gestión con jugadores menores de 14 años, en donde los buscan, los integran y trabajan de manera muy cercana con ellos. Nosotros estamos planteando un nuevo modelo de trabajar con las Sub 15, Sub 14, Sub 13, en donde estamos buscando que el Campeonato Nacional, que se hace a veces junto con la Conade, y donde viene lo mejor de cada estado, saquemos una selección de ahí”. 

“Tenemos ya una selección nacional que tiene Andrés Lillini. Y buscaremos también traer selecciones de una serie de visorias que están haciendo en Estados Unidos de mexicoamericanos, juntarlos en una Supercopa y sacar de ahí lo mejor de esos jóvenes y tener un seguimiento puntual con ellos para sentar las bases. El otro tema fundamental es la parte de la capacitación de los entrenadores. Necesitamos que los entrenadores en general, en todo el futbol mexicano, tengan mejor nivel. Y estamos en este momento gestionando ante varios países europeos para tomar su modelo de capacitación que está adecuado al de UEFA Pro y mejorar y elevar el nivel de capacitación en el Sistema Nacional de Capacitación de la Federación para Técnicos”.

– Casi siempre que termina un ciclo, se habla de que se integren informes, ¿existe eso o es un poco mito?

“Yo no lo he visto, pero hemos hecho muchas entrevistas. En esto que te hablaba un poco de definir el nuevo modelo y a dónde queremos ir; Duilio (Davino) habló personalmente con todos los ex técnicos, no solo de Qatar, de Martino. Y habló sobre todo con muchos seleccionados nacionales, jugadores históricos de México que nos hablan no solo de lo que pasó en Qatar, sino lo que ha pasado antes y creo que eso nos da mayor información sobre los aspectos a cuidar, lo que tenemos que trabajar de más. Indudablemente siempre sobresale el tema mental, el tema de la preparación, de la fortaleza mental, de la confianza del jugador en su capacidad. Estamos trabajando con un psicólogo que está trabajando ese aspecto. Entonces, bueno, sí hay un gran trabajo para esto que te hablo y que se ha definido como el modelo que queremos seguir”.

– ¿Aceptarías este planteamiento? La FMF funciona de una manera comercial impresionante, con dos mercados muy atractivos tanto en México como en Estados Unidos con todos nuestros paisanos; es decir, es una máquina de generar espectáculo, de generar dinero y comercialización, pero que ese desarrollo no ha ido a la par de un crecimiento futbolístico. ¿Aceptarías ese principio?

“Te acepto que comercialmente la Selección se ha manejado bien. Es decir, te genera recursos para tener un CAR que está entre los mejores del mundo. Parte de mi trabajo en la Federación, y de lo más importante, es poder unir todos los elementos del futbol mexicano para que haya una continuidad. Y para eso te hablo de alguna de las cosas que iremos dando a conocer cómo es que queremos un torneo escolar donde participen todas las escuelas del país que quieran participar. O sea, queremos que el futbol sea el deporte de base en las escuelas. Estamos modificando las reglas del futbol infantil para que vayan más acorde a lo que beneficia más el desarrollo. Estamos haciendo un trabajo muy cercano con el sector amateur para que de la Sub 15 para abajo haya un seguimiento y formación de los mejores jugadores. Y a futuro estamos platicando tanto con la Liga MX, con Mikel (Arriola) y su equipo, como con las distintas ligas para ver de qué manera podemos integrar más el trabajo de fuerzas básicas con las ligas de desarrollo del país, porque creemos que subir la calidad y el nivel de competencia va a beneficiar su desarrollo y su crecimiento como futbolista”.

Compartir
Facebook
Twitter
WhatsApp