30°

Chihuahua, Chih. México
viernes 21 de junio del 2024.

¡Un parto traumático! Elizabeth Waggett y su lucha contra la parálisis

Para muchas mujeres, tener un hijo es uno de los momentos más felices de la vida, pero para Elizabeth Waggett, esta alegría se convirtió en una pesadilla.

Elizabeth Waggett, de 36 años, dio a luz a su hija Darcy tras 72 horas de parto. Sin embargo, la felicidad del nacimiento fue eclipsada por una devastadora noticia: había quedado paralizada de por vida debido a una lesión catastrófica durante el parto. La historia fue retomada por el diario Daily Mail.

Un día antes del nacimiento, Waggett recibió una inyección epidural. Cuando el efecto de adormecimiento no desapareció, un neurólogo la examinó y sugirió que podría haber sufrido daño en los nervios debido a un estiramiento prolongado en su pelvis. “Mi mundo se derrumbó”, compartió Elizabeth. “Pensé, ¿por qué yo? ¿Por qué me ha pasado esto? Me sentí fracasada porque tenía este nuevo bebé y no podía levantarme para ir con ella. No se suponía que fuera así”.

Las pruebas médicas revelaron que el nervio ciático, el más grande del cuerpo, había sufrido daños graves. Elizabeth quedó confinada a una silla de ruedas y su esposo tuvo que dejar su trabajo para cuidarla a tiempo completo, ayudándola con tareas diarias y cuidando de su bebé.

Después de siete meses en la silla de ruedas, Elizabeth logró levantarse, aunque con una movilidad muy limitada. Actualmente, depende de analgésicos y fisioterapia para manejar el dolor. “Todavía siento como si tuviera dos extremidades unidas a mi cuerpo, en lugar de mis piernas. No puedo correr ni saltar y caminar largas distancias me provoca un dolor bastante intenso al día siguiente, pero me esfuerzo”, explicó.

La historia de Elizabeth Waggett es un testimonio de resiliencia y lucha. A pesar de las dificultades, continúa adaptándose a su nueva realidad, mostrando una increíble fortaleza en su camino hacia la recuperación.

Compartir
Facebook
Twitter
WhatsApp